La oposición pide que dos ministros uruguayos den un paso al costado por el caso Marset
Fotografía de archivo en la que se registró al ministro uruguayo del Interior, Luis Alberto Heber. EFE/Sonsoles Caro
Uncategorized

La oposición pide que dos ministros uruguayos den un paso al costado por el caso Marset

Montevideo, 23 ago (EFE).- Los senadores de la oposición uruguaya pidieron la retirada de confianza a los ministros del Interior, Luis Alberto Heber, y de Relaciones Exteriores, Francisco Bustillo, después de que este martes finalizara la comparecencia en la Cámara Alta por el caso de la entrega del pasaporte al capo Sebastián Marset.

Fotografía de archivo en la que se registró al canciller de Uruguay, Francisco Bustillo, en Montevideo (Uruguay). EFE/Raúl Martínez

Tras más de 12 horas de interpelación entre el lunes y la madrugada del martes, el Frente Amplio, coalición de izquierda que gobernó Uruguay entre 2005 y 2020 y hoy principal fuerza de la oposición, emitió una declaración con su posición ante el accionar de los secretarios de Estado en el caso del narcotraficante Marset, prófugo de la Justicia paraguaya.

El documento califica las explicaciones de los ministros como “absolutamente insatisfactorias e inaceptables”.

En la declaración solicitan que tanto Heber como Bustillo “den un paso al costado” pues, entienden, que “en todo el transcurso de la interpelación, las autoridades no se hicieron cargo del cúmulo de errores cometidos”.

Por su parte, el Senado emitió un comunicado oficial en el que indicó que la doble interpelación culminó “sin consecuencias”, en alusión a la continuidad de los responsables de las carteras de Interior y Relaciones Exteriores.

En la moción oficial, los senadores de los partidos de centroderecha que integran la coalición gobernante declararon como “absolutamente satisfactorias las explicaciones aportadas” por Heber y Bustillo.

Asimismo, afirmaron que la entrega del pasaporte a Marset se dio debido a los “defectos existentes en la normativa” vigente, en alusión al decreto 129/014, emitido durante el Gobierno del izquierdista José Mujica (2010-2015), sobre “aprobación del reglamento relativo a la expedición de pasaportes comunes, títulos de identidad y de viaje y derogación del decreto 167/993”.

Dicho reglamento establece la consulta de antecedentes judiciales en Uruguay para la expedición de un pasaporte a ciudadanos de esa nacionalidad en el exterior y, según alegó el Ejecutivo, las causas que Marset tuvo en algún momento en su país ya estaban cerradas y no había petición del extranjero.

Los representantes oficialistas en el Senado indicaron que deben implementarse cambios de normativa para que no se repitan casos similares, dada “la firme política de lucha contra el narcotráfico y el crimen organizado” que lleva a cabo el Gobierno.

La comparecencia de los dos ministros fue solicitada por el FA y respaldada por el oficialismo, que consideró necesario arrojar luz sobre el asunto.

Marset, uruguayo de 31 años, con largo historial delictivo en varios países y cuyo nombre aparece vinculado como presunto autor intelectual del asesinato en Colombia del fiscal antimafia paraguayo Marcelo Pecci, recibió un pasaporte de las autoridades uruguayas que le permitió escaparse de Emiratos Árabes Unidos.

El capo se encontraba preso en Dubái por portar documentación paraguaya falsa.

Según informó días atrás el diario uruguayo El Observador, el narcotraficante recibió el pasaporte mientras el Ministerio del Interior colaboraba con la Administración de Control de Drogas (DEA, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos en una investigación internacional liderada por la Secretaría Antidrogas de Paraguay.