Castillo se exculpa, pero la Fiscalía amplía las investigaciones contra su Gobierno
Fotografía cedida por la presidencia de Perú del presidente Pedro Castillo dando declaraciones a las afueras de la Fiscalía, hoy en Lima (Perú). EFE/Juan Carlos Guzmán Negrini/Presidencia de Perú
Uncategorized

Castillo se exculpa, pero la Fiscalía amplía las investigaciones contra su Gobierno

Lima, 5 sep (EFE).- Las bancadas opositoras en el Congreso de Perú anunciaron este lunes que pedirán la censura del ministro de Transportes y Comunicaciones, Geiner Alvarado, por su presunta participación en una supuesta red de corrupción en el Ejecutivo peruano.

Fotografía cedida por la presidencia de Perú del presidente Pedro Castillo llegando a la Fiscalía, hoy en Lima (Perú). EFE/Juan Carlos Guzmán Negrini/Presidencia de Perú

La posición por la censura fue manifestada por legisladores como el fujimorista Alejandro Aguinaga y el derechista Jorge Montoya, quienes consideraron insuficientes las explicaciones que dio Alvarado al ser interpelado este lunes por el pleno del Congreso.

Fotografía cedida por la presidencia de Perú de simpatizantes del presidente Pedro Castillo que esperan a las afueras de la Fiscalía, hoy en Lima (Perú). EFE/Juan Carlos Guzmán Negrini/Presidencia de Perú

“Vamos a apoyar la censura al ministro”, anunció Aguinaga antes de señalar que espera que el funcionario “no se escape de la justicia” en caso de dejar el cargo.

Montoya, del partido ultraderechista Renovación Popular, sostuvo que el ministro “no ha satisfecho con sus respuestas” y por eso su bancada considera “que debe ser censurado”.

A su turno, la legisladora Adriana Tudela, del partido derechista Avanza País, indicó que van “a plantear la censura al ministro” por considerar que sus respuestas “han sido insuficientes”.

Por el contrario, el legislador Francis Paredes, de la bancada izquierdista del Bloque Ministerial, recordó que el ministro está siendo investigado por la Fiscalía y pidió esperar a los resultados de esas pesquisas para tomar una decisión.

El Congreso aprobó la semana pasada interpelar a Alvarado para que responda a un listado de preguntas sobre su presunta participación en una reunión en la que supuestamente se coordinó la adjudicación irregular de obras para las provincias de Chota, Chachapoyas y Cajatambo cuando fue ministro de Vivienda, hasta el pasado 5 de agosto.

En ese encuentro supuestamente participaron la esposa del presidente Pedro Castillo, Lilia Paredes, y su cuñada, Yenifer Paredes; así como el alcalde del distrito de Anguía, José Nenil Medina, y dos empresarios.

La Justicia peruana ordenó 30 meses de prisión preventiva para Yenifer Paredes y el alcalde de Anguía, mientras son investigados por la presunta comisión de los delitos de organización criminal y lavado de activos, en tanto que los empresarios han decidido colaborar con la Fiscalía.

En sus respuestas de este lunes ante el pleno del Congreso, Alvarado aseguró que las transferencias de dinero para financiar proyectos en Anguía comenzaron durante el anterior Gobierno de Francisco Sagasti, por lo que dijo que “no es cierto, como lo pretenden hacer ver los medios de comunicación, que la suerte de Anguía cambió con este Gobierno”.

Añadió que los decretos que permitieron financiar obras de agua potable y saneamiento en diversos distritos del país siguieron “todos los procedimientos técnicos y jurídicos necesarios para su promulgación”.

El ministro también negó tener alguna relación con los empresarios vinculados en la investigación fiscal y descartó “tajantemente” haber recibido de ellos “alguna solicitud para la adjudicación de obras”.

Finalmente, rechazó ser parte de una organización criminal enquistada en el Ejecutivo y dijo que actualmente figura como testigo en las investigaciones preliminares que hace la Fiscalía.